Cazador de Farsantes: entre secretos y misterios


Yo respeto a los que creen y no tengo nada contra ellos. Los que detesto son los que no creen, y además cobran. Una cosa es prometer una cura milagrosa convencido de que existe, y otra muy distinta es hacerlo sabiendo que es una mentira”. Capítulo 13.

Aunque las que he leído me han gustado, debo admitir que las novelas policíacas o de misterio no son mi primera opción literaria. Sin embargo, cuando me sugirieron Cazador de Farsantes, y leí la premisa, me llamó bastante la atención, y decidí darme la oportunidad de echarle una ojeada. El texto me atrapó, y estoy seguro que muchos amigos escépticos lo encontrarán muy interesante.

Cazador de Farsantes

Vemos correr en paralelo dos historias que involucran a tres personajes y todas las personas a su alrededor en Comodoro, en la Patagonia argentina. Ricardo Varela, un docente que se dedica a grabar a brujos y chamanes con el fin de desenmascarar sus trucos en Internet, es contactado por una periodista, Ariana, que desea usar la página de Ricardo, Cazador de Farsantes, para exponer al Cacique de San Julián, el chamán más famoso de la Patagonia, a pesar del riesgo que esto conlleva. Al mismo tiempo, el pastor Maximiliano, un predicador muy influyente y también un estafador, se encuentra en un recorrido llevando su mensaje de salvación a quien desee escucharlo, junto a su esposa y líder de una banda de música cristiana. Personas que al principio parecen inconexas, pero cuyas acciones son el preludio de una historia de misterio, conspiración y superstición que puede terminar costándoles la vida.

Creo que el atractivo principal de la novela de Cristian Perfumo es que tiene ingredientes aptos para escépticos y crédulos. Para aquellos que desconfiamos de lo sobrenatural, de los medicamentos milagrosos y las sesiones espiritistas, es fascinante ver que un libro se encuentre enfocado en el escepticismo. Y debo decirlo, probablemente hay muchos escépticos que desearían tener un Cacique de San Julián para desenmascarar, un milagrero o magufo estafador a quien pisarle la cola y exponerlo como el fraude descarado que es (aunque personajes como J.J. Benítez o Maussan llevan una cola bien expuesta), por lo que, de alguna forma, la novela alienta sus esfuerzos. En cuanto a los que creen en conspiraciones, ¿qué mejor forma de llegar a ellos que un libro donde un divulgador escéptico y una periodista terminan dentro de una conspiración secreta, con personas capaces de matar a sangre fría y de manipular a la gente a su antojo?

Uno de los puntos que más trabaja Perfumo es el tema de la explotación de las creencias y esperanzas de la gente. Ricardo lleva a cuestas el peso de una pérdida, causada por la fe depositada en un vulgar estafador, y esto lo impulsa a romper el aura paranormal de brujos y adivinas en su ciudad. Tal como lo manifiesta en una conversación, en el fragmento al inicio de esta entrada, lo enfurecen aquellos que se atreven a venderle falsas esperanzas a la gente, aun sabiendo que no es más que un fraude. Porque claro, milagreros hay muchos. Pero existen aquellos que realmente creen que tienen dones sobrenaturales, y ellos hacen daño, aunque probablemente ni siquiera estén conscientes de ello. Sin embargo, son mucho peores aquellos que saben que están jugando con los incautos y aun así los estafan, aprovechando la creencia en cualquier milagro o poder que pueda aliviar a la gente, y usándola para exprimir a los demás.

Otro tema que resalta cuando se avanza en la novela es el de los secretos. Ricardo no comparte con Ariana o con los lectores de su página las razones por las cuales empezó su pasatiempo de descubrir las estafas de falsos brujos y curanderos. Paradójicamente, Ariana tampoco es completamente honesta con él, pues ella ya conoce su trágica historia, y parece ser algo más que una simple periodista, buscando más que la simple revelación de los métodos fraudulentos del Cacique. A su vez, el pastor Maximiliano (quien en cierta forma es una figura trágica dentro del libro) mantiene en secreto sus vicios y excesos -aquellos que lo hacen ciertamente humano, y reflejan la corrupción de muchos líderes espirituales-, y la triste ironía de que, mientras se presenta como un sanador ante sus seguidores, él mismo se consume poco a poco, tratando de ocultarlo todo incluso de Irma, su esposa, quien a su vez lleva más de un secreto que podría afectar a su marido.

En cuanto a la técnica, el estilo de la narración es ligero y sencillo, sin necesidad de largos discursos grandilocuentes. La estructura de la novela, dividida en capítulos de unas pocas páginas cada uno, hace la lectura bastante amena y relajada, logrando a pesar de ello condensar una historia de misterio bastante sólida e interesante en pocas páginas. Muchas veces, una historia grande no es lo mismo que una gran historia, y Cristian Perfumo demuestra con esta novela que no se necesita tener el volumen de páginas de Hannibal para presentar una buena historia.

Con todo, la novela no está exenta de detalles negativos. En particular, algunos personajes y subtramas están de más, especialmente la del amigo de Maximiliano, un individuo tan irrelevante que su historia de traición al pastor (y este spoiler a medias les debe dar una idea de lo innecesario que es el personaje) no aporta una sola cosa a la novela. Supongo que Perfumo trataba nuevamente de resaltar la humanidad de los líderes religiosos que presumen de no ser “mundanos”, y sus propias crisis y derrotas como personas; sin embargo, usar a un personaje sólo para eso, y de una forma que casi parece morbo, es un recurso inútil. Ya tenía otras formas de presentar todos estos detalles en Maximiliano, sin necesidad de un tercero.

Pero, en síntesis, Cazador de Farsantes es una novela intrigante y atractiva, ideal para una tranquila tarde de lectura. Es una novela que cumple lo que promete, y puede ser una gran experiencia para cualquier persona, pero especialmente para los escépticos y divulgadores que desean ver reflejadas sus ideas en un libro que los atrapará hasta la última página.

Para mas información sobre este libro haz clic aquí: http://www.cristianperfumo.com/

2 pensamientos en “Cazador de Farsantes: entre secretos y misterios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .